"En el principio creó Dios los cielos y la tierra. Y Dios vio que estaba bien. El verde de los árboles, la altura de las montañas, el croar de las ranas. Todo era armonía. Y entonces Dios creó el primer mostrador... y una hueste de clientes surgió de las tinieblas. Y Dios calló y el mundo ya nunca fue el mismo".

viernes, 22 de junio de 2007

Maelstrom

-Vengo a cobrar los derechos de un libro.
-Perdón?
-Tengo un libro, vengo a cobrar los derechos.
-Tiene que ir a la editorial, señora.
-A dónde?
-A la editorial, esto es una librería.
-Y dónde queda la editorial?
-Ni idea, qué editorial es?
-No sé.
-No sabe qué editorial es?
-No.
-Pero... cómo no sabe?
-No me acuerdo.
-Bueno, acá no es, esto es una librería.
-Y a dónde tengo que ir?
-A la editorial.
-A cuál?

Y pensar que cuándo cruzó la puerta parecía de lo más normal.
Aún después, cuando dio media vuelta y se fue, nadie podría haber adivinado que dentro de su cabeza un torbellino giraba y giraba sin cesar.

20 comentarios:

Subjuntivo dijo...

Ah, o sea que presumís que sí había algo dentro de su cabeza...



Saludos,
S.

Fleder dijo...

"Que tú y yo estamos locos, Chaparrón? :)"
Debe andar buscando editoriales todavía...

Cassandra Cross dijo...

Jejejeje...

El mundo está loco, loco, loco.

Cómo tratás a una persona así, por Eru? no hay psicología intuitiva suficiente que te prepare para una situación así...

Una vez más, Capitán, gracias por pasarse por mi blog :-)

Dayana dijo...

El alzeimer y los autores, podría llamarse la obra.

Ahora, me pregunto, como hizo esta mujer para escribir el libro????? Y para conseguir el editor y etc???? El libro era de ella o de algún marido muerto o algo así?

En la parte que dice "Tengo un libro, vengo a cobrar los derechos", no querrá decir que ella quería cobrar derechos por TENER el libro? Digo, es todo tan loco que hasta podría ser que esa mujer piensa que las editoriales son tipo google ads, vaya uno a saber.

Por cierto Capitan, la semana pasada fui al Beers, Blogs y Cultura acá en Cba, estuvo bueno, pero la parte de "cultura" era más bien la cultura blogger, no la cultura en gral como me hubiese gustado escuchar. De todos modos, fue interesante.

Saludos

backgammond dijo...

fantástico!
jajaja, ojalá entraran personas así a la librería donde trabajo!

Baterflai dijo...

Síndrome de la calesita agnóstica.

Nicolás, Enano gruñon dijo...

Extraño es q una persona asi sepa lo q son los derechos...
¿q son los derechos?
¿donde se cobran?

Daniel T. dijo...

Realmente Interesante Capitan!

El otro dia vino a cierta libreria porteña un autor, que dice haber editado 200 ejemplares de su libro (llamado "El tren de las Sierras" de una editorial cordobesa ) increpando a los vendedores por no tenerlo exhibido ni en la vidriera ni en las primeras mesas. El libro ni estaba en las bases de datos..

Tratandose de Cordoba.. habra que hacerle un ADN como en el caso
Dalmasso?
Salud Capitan

ojos de suri dijo...

Increíble!
Tanto despiste me causa ternura...

Es una contentura leer este blog :)

Pumpkins dijo...

hubiera estado bueno saber q libro habra escrito la viejita!

Marina dijo...

meu deus!

¿Cómo hizo ud para salir del sinsentido? Yo me enervo...

saludos

caro dijo...

Quizá no había escrito nada, sólo TENIA un libro en su biblioteca, y quería cobrar los derechos...

Walterio dijo...

-Mire, yo soy la madrina del tajamar.
-???
-Necesito que me dibuje los planos de la torta...
-???
-Porque me dijeron que Ud hace lindas maquetas de casas antiguas.
- Si... pero...
- quiero que se celebren los 410 años de la ciudad con la torta cuadrada más grande del mundo
- Aha...?
- Y me dijeron que para poder hacerla tan grande, necesitaría hasta planos estructurales, por eso los de la municipalidad me lo recomendaron a Ud.
- ????????????????????????

No es realismo mágico aunque a veces la vida en Alta Gracia se parece bastante a una novela de Gabo.

YosoyineS dijo...

Yo supongo que la señora elucubró una estafa un tanto volada por los aires, capaz que alguien cae.

O eso, o quiere afanarle los derechos de otro. Y por eso no sabe la editorial.

AJAAAAAÁ

Descubrí la estafa maestra, jajaja. Yo a las señoras de edad les tengo muy poco cariño, porque siempre me hablan en los trayectos de ómnibus, que justo coinciden en ser los más largos.

Un abrazo

Ahad dijo...

Sin duda Capitan Burton, usted es una residente del averno, pero aun no lo sabe. Un escalofrio me recorre al pensar como sera mi infierno.....

Walterio dijo...

¿Y en qué momento el vórtice se llevó a las profundidades de la sinrazón a la señora, al libro, a los derechos editoriales, al número de ISBN y a la literatura?

Anónimo dijo...

Una vez me contaron que una vieja (independientemente de la edad, me la clasificaron como una vieja) entró en un locutorio de San Justo a pedir el libro de quejas.
Empecinada con el libro de quejas, que es obligatorio en los locutorios, además del cartel que dice "libro de quejas a su disposición".
Costó mucho convencer a la vieja que no podía poner como queja que el carnicero la había atendido mal.

Walterio dijo...

Me recuerda a una situación electoral que presencié siendo fiscal de partido, (cuando recién estrenaba los veinte).
En una mesa femenina, uno de estos personajes de fábula, sale del cuarto oscuro y solicita su documento. La presidenta de mesa le dice que se lo entregarán cuando coloque su voto en la urna, a lo que ella responde:

-Ah no, el voto es secreto...

Cuando finalmente pudieron hacerle entender cómo era la cuestión, descubrieron que lo había metido en un armario cerrado con llave de la misma aula que servía de cuarto oscuro.

Kmilo dijo...

Jajaja definitivamente si que necesistas ese letrero "El cliente NUNCA tiene la razón" (Por mi parte me gusta el que sale en la escena de la taberna en desperado)

FIONA dijo...

Ahora, esta mujer pensaba entrar a TODAS las librerias de Bs. As para cobrar los derechos de su libro????